5 jun. 2011

En mis cielos















Oculto en en un 
rincón de nebulosidad
te observo,
dispuesto a encontrar en tu mirada
la  triztesa escatológica
que me llena
un vació progromo.

En la oscuridad de aquel escondrijo,
la noche me ilumina
con espejos en mi interior, absortos de suspiros e ilusiones
de amargura derramada
me pierdo
en un abismal sitio donde mi destino no me atormenta al sentirte a mis pies,
te otorgo una muerte silenciosa
al escuchar la detonante,
anormal melodía
 de tu clemencia.